La inadaptación de la escuela a los niños de altas capacidades y sus consecuencias.

Dice Paulina-Bánfalvi-Kampeq en el blog AACC La rebelión del talento “Los niños de altas capacidades intelectuales no quieren llegar a dónde los demás ya están, lo que quieren es que el aprendizaje sea una propuesta de descubrimiento”. ¿Se adapta nuestro sistema escolar a esta necesidad? Definitivamente no. Los niños de altas capacidades intelectuales precisan explorar sus propias respuestas, actuar con creatividad, buscando soluciones alternativas; no repetir “al dedillo” lo que está escrito en los libros (que es justo lo que el sistema educativo actual les exige).

niña altas capacidades no presta atención

Os dejo enlace al artículo del blog, ya que es verdaderamente interesante y esclarecedor:

Escuela y AACC ¿Qué debemos pedir?

Si algo caracteriza al sistema escolar español es precisamente su rigidez en cuanto a las valoraciones académicas; si un niño o niña saca buenas notas, no da problemas, facilita el trabajo de los profesores y se integra a la perfección en el sistema establecido es, por tanto, un buen alumno, un “alumno ejemplar”. Si, por el contrario, un niño o niña no presta atención en clase, se niega a hacer las tareas o muestra otros intereses que no están escritos en su libro ( es decir, la mayoría de los niños AACC) es un mal alumno, crea problemas en la escuela y no está bien mirado por los profesores.

Cuando se trata de un niño de altas capacidades intelectuales, en el caso de que haya tenido la suerte de haber sido identificado (más del 80% de estos alumnos no son identificados) comienza la lucha de sus padres para demostrar los verdaderos motivos de su comportamiento y desmotivación; y comienza también la “pelea” porque se le adapte el currículo académico a sus verdaderas necesidades educativas.

En los colegios donde abunda el “yo no lo veo”, demasiado habitual para los padres con hijos de AACC, las cosas solo irán de mal en peor para el niño, llegando a producirse la temida desmotivación absoluta del estudio y de todo lo que tenga que ver con el colegio o el instituto comenzando, como consecuencia de la desatención,  por malas calificaciones escolares y terminando, en el peor de los casos, en secuelas psicológicas y emocionales que precisará de tratamiento profesional.

En los colegios con “buenas intenciones” (donde sigue existiendo un alarmante desconocimiento de las necesidades educativas especiales de los alumnos de altas capacidades intelectuales) comenzarán a darle en el aula tareas extra si termina las establecidas antes que los demás, le dejarán leer libros si le sobra tiempo para ello o le asignarán algunos trabajos extra para casa a modo de “premio” a su adaptación en el rígido sistema escolar que tanto le perjudica. En estos casos, el niño o niña AACC seguirá sin recibir la atención educativa adecuada a su necesidades especiales y tendrá, por el contrario, más de una tarea extra que no se exigirá a sus compañeros, sintiéndose, además de “castigado”, estafado por el colegio.

Los niños y niñas de AACC necesitan retos reales para mantener su motivación con respecto a la escuela, retos adaptados a su forma de pensar, a su sistema neurológico y a sus verdaderos intereses. Mientras eso no se lleve a cabo, estaremos “manteniendo contentos” a los padres exigentes, para continuar “manteniendo desmotivados” por el estudio a los niños y niñas de altas capacidades intelectuales. Ese es uno de los principales motivos por los que, desde este blog, abogamos por la flexibilización curricular (saltar cursos): no es la medida educativa que estos niños precisan, pero sí es la mas cercana a sus necesidades educativas dentro de un sistema escolar que sigue sin tenerlos en cuenta (al menos el nivel de los contenidos será más elevado y podremos contrarrestar en cierto grado la desmotivación por el aprendizaje académico a la que se enfrentan diariamente).

Los padres intentamos ayudarles con sus inquietudes, con su deseo de conocer y explorar, intentamos responder a sus preguntas y ofrecerles libros y actividades extraescolares que de verdad les interesen. Pero no olvidemos que pasan cinco horas diarias de su vida en la escuela, cinco días a la semana, veinte o más días al mes, durante años; suplir eso con otras actividades no es posible, movilizarnos y exigir una escuela adaptada a sus verdaderas necesidades educativas, se me antoja imprescindible para el bienestar emocional de nuestros hijos.

¿Qué dice la Ley Española sobre las Altas Capacidades?

La legislación española considera a los niños de altas capacidades como alumnos con Necesidad Específica de Apoyo Educativo. Al estar transferidas las competencias en materia educativa a las CCAA, son las Consejerías de Educación las encargadas de la identificación y atención de estos alumnos, a través de los Equipos de Orientación Educativa y Psicopedagógica (EOEP) y los colegios.

La legislación estatal básica en materia de altas capacidades intelectuales es la siguiente:

El Real Decreto 943/2003, de 18 de julio. En él se regulan las condiciones para flexibilizar la duración de la escolarización a los alumnos superdotados. “Esta duración para el superdotado se fijará en “su incorporación a un curso superior al que le corresponda por su edad. Esta medida podrá adoptarse hasta un máximo de tres veces durante la enseñanza básica y una sola vez en las enseñanzas posobligatorias”.

Esto quiere decir que desde 2003 la legislación española recoge la necesidad de acelerar de curso a los niños superdotados, para realizar una correcta adaptación curricular a sus necesidades educativas; sin embargo, a día de hoy son escasísimos los casos en los que se aprueba la aceleración de algún niño o niña de altas capacidades en España.

El rechazo por parte de los equipos psicopedagógicos y escolares hacia la aceleración curricular se basa en una argumentación no demostrada que viene a decir lo siguiente: “la aceleración para los niños de altas capacidades puede provocar disincronías graves en estos niños, como el rechazo por parte de sus compañeros, al no querer aceptar a un niño más pequeño en el aula;el aislamiento en los recreos y en las actividades escolares y extraescolares; problemas de hipersexualización o sexualización adelantada cuando se trata de niños en clases de alumnos ya pubescentes….y otros argumentos similares. Sin embargo, como explicamos en otros artículos de este blog, estos supuestos obstáculos emocionales y evolutivos, no se han producido en ninguno de los casos de aceleración que se han llevado a cabo en España, sino todo lo contrario.

En este vídeo podrás ver la entrevista que la Televisión Vasca realizó a Adrián, un niño de altas capacidades acerca de los problemas a los que se enfrenta en clase:

Posteriormente se aprobó la Ley Orgánica del Derecho a la Educación. Ley 2/2006 3 mayo de 2006 (LOE) (BOE 4-5-2006). Esta Ley dice lo siguiente:

Artículo 76: “Corresponde a las Administraciones educativas adoptar las medidas necesarias para identificar al alumnado con altas capacidades intelectuales y valorar de forma temprana sus necesidades. Asimismo, les corresponde adoptar planes de actuación adecuados a dichas necesidades”.

– Artículo 77: “El Gobierno, previa consulta a las Comunidades Autónomas, establecerá las normas para la flexibilizar la duración de cada una de las etapas del sistema educativo para los alumnos con altas capacidades intelectuales, con independencia de su edad”.

La Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) Ley 8/2013 de 9 de septiembre de 2013 (B.O.E 10-12- 2013) dice en su artículo 57:

Corresponde a las Administraciones educativas asegurar los recursos necesarios para que los alumnos y alumnas que requieran una atención educativa diferente a la ordinaria, por presentar necesidades educativas especiales, por dificultades específicas de aprendizaje, TDAH, por sus altas capacidades intelectuales, por haberse incorporado tarde al sistema educativo, o por condiciones personales o de historia escolar, puedan alcanzar el máximo desarrollo posible de sus capacidades personales y, en todo caso, los objetivos establecidos con carácter general para todo el alumnado”.

Asimismo, la LOMCE hace una corrección en su artículo 58 a la ley anterior en lo referente al empleo de programas de enriquecimiento curricular . Dicho artículo dice así:

“El artículo 76 queda redactado de la siguiente manera:

Corresponde a las Administraciones educativas adoptar las medidas necesarias para identificar al alumnado con altas capacidades intelectuales y valorar de forma temprana sus necesidades. Asimismo, les corresponde adoptar planes de actuación, así como programas de enriquecimiento curricular adecuados a dichas necesidades, que permitan al alumnado desarrollar al máximo sus capacidades. La escolarización del alumnado con altas capacidades intelectuales, identificado como tal según el procedimiento y en los términos que determinen las Administraciones educativas, se flexibilizará en los términos que determine la normativa vigente; dicha flexibilización podrá incluir tanto la impartición de contenidos y adquisición de competencias propios de cursos superiores como la ampliación de contenidos y competencias del curso corriente, así como otras medidas. Se tendrá en consideración el ritmo y estilo de aprendizaje del alumnado que presenta altas capacidades intelectuales y del alumnado especialmente motivado por el aprendizaje”.

La última Ley recoge, por tanto, no sólo la necesidad de aceleración curricular, sino la obligación legal de impartir dentro del currículo programas de enriquecimiento para los superdotados. Un programa de enriquecimiento es un programa educativo que da oportunidades a los superdotados para un aprendizaje más amplio y más profundo. Dichos programas pueden ser extracurriculares o curriculares. La actual ley dice que han de ser curriculares.

Como ya hemos explicado, corresponde a las Comunidades Autónomas llevar a cabo estas medidas, a`l tener transferidas las competencias en materia de Educación, por lo que tendrás que consultar los decretos de la Comunidad Autónoma correspondiente.

¿Te ha resultado útil este artículo? ¿Necesitas aclarar alguna duda? ¿ Quieres dejarnos un comentario o una valoración personal acerca de su contenido? Estaremos encantados de recibirlos:

Contacta con nosotros

Etiquetas: LOMCE, necesidades educativas especiales, altas capacidades, aceleración, flexibilización, programas de enriquecimiento.